Búsqueda de
Filters

DIFERENCIA ENTRE GEMA PRECIOSA Y GEMA SEMIPRECIOSA

DIFERENCIA ENTRE GEMA PRECIOSA Y GEMA SEMIPRECIOSA

En primer lugar lo que vamos a entender es que tanto gema como piedra está correctamente dicho, a partir de aquí vamos a ver qué son las gemas preciosas y semipreciosas y su diferencia.

¿QUÉ SON LAS GEMAS PRECIOSAS?

Para la Confederación Mundial de Joyería una gema es, en sentido estricto, una piedra preciosa  siempre de origen natural, de muy alta calidad o perfección. 

Una gema, también denominada piedra preciosa, es una roca, mineral, cristal o producto orgánico de origen natural. Cuando es cortado o pulido se utiliza en la elaboración de joyas. 

Existen tres propiedades para distinguir una piedra preciosa de una semipreciosa.

1. BELLEZA: Nos referimos a su brillo, color, transparencia y por supuesto su dureza.

2. DUREZA: Se refiere a que no se puede rayar ni romper con facilidad, es ya sabido que el diamante es la piedra con más dureza que existe.

3. RAREZA: Cuanto más rara, más costosa de encontrar y más escasez hay más cotizada estará en el mercado.

Las gemas denominadas preciosas son:

DIAMANTE

ZAFIRO

RUBÍ

ESMERALDA

 

¿QUÉ SON LAS GEMAS SEMIPRECIOSAS?

 

Las piedras semipreciosas son mucho más económicas que las preciosas puesto que también son mucho más comunes y por tanto, fáciles de encontrar.

Sus características son exactamente las mismas que las de las piedras preciosas solo que en estas piedras ni la dureza ni la pureza son iguales. Su dureza no es comparable a una gema, y su pureza dependiendo de la pieza puede estar más o menos cerca pero nunca será tampoco comparable.

Existen aproximadamente unas 130 especies minerales catalogadas como semipreciosas, además del ámbar, que es una resina vegetal fosilizada, pero no voy a nombrarlas todas, se nos haría muy largo este post y os aburriría soberanamente. Nombraré las cuatro más utilizadas.

 

AMATISTA

TURMALINA

TOPACIO

GRANATE

 

 

Deja tu comentario
Comentarios
15/11/2020 19:01
Aún conservo un juego de gargantilla, brazalete y pendientes de esmeraldas engarzadas en cadena de oro y perlas, que mi abuelo regaló a mi abuela antes de casarse, eso era en 1948 y aún me sigue asombrando su belleza.